Últimas noticias

Detenida una mujer en Pamplona por estafar a ancianos mediante el timo del tocomocho

La detención de la presunta delincuente itinerante, se hizo posible gracias a la coordinación simultanea de los agentes de Policía Nacional en varias provincias

Pamplona/Iruña, 17 de marzo

Agentes de Policía Nacional, de la Jefatura superior de Policía de Navarra, han procedido a la detención en Pamplona, de una mujer de nacionalidad española, como presunta autora de un delito de estafa, en su modalidad de Tocomocho

La investigación, se inicia, a raíz de la denuncia interpuesta por una persona en la ciudad de Valencia, quien tras personarse en dependencias de Policía Nacional, puso en conocimiento haber sido víctima de una estafa, mediante Tocomocho por parte de una mujer que la abordó en la vía pública.

Para la comisión del delito, la mujer detenida, habría actuado junto a una segunda persona, quienes tras abordar a su víctima y hacerle creer que poseían una serie de décimos de lotería premiados, se habrían apropiado ilícitamente de la cantidad en metálico de 4.300 euros, además de una serie de joyas que portaba la víctima, en el momento que se perfeccionaba la estafa y que valoró en unos 2.000 euros.

Los investigadores a raíz de la denuncia y del reconocimiento, pudieron determinar, que la presunta autora de los hechos muy probablemente se encontraba en Pamplona para llevar a cabo delitos similares, por lo cual puestos en contacto con personal especializado de la Unidad de Delincuencia Económica de Policía Nacional de esta capital foral, se estableció un dispositivo para tratar de localizar a la persona identificada en Valencia, y a su acompañante.
Fruto del dispositivo establecido, se consiguió localizar y detener a la presunta autora de los hechos, tramitando el correspondiente atestado policial, que fue remitido al juzgado de Guardia de Pamplona poniendo a disposición del mismo a la persona detenida.

El éxito de este tipo de investigaciones llevada a cabo por la Policía Nacional, se basa en la colaboración y coordinación simultanea interprovincial entre las distintas Unidades de Policía Nacional.

Esta colaboración es la pieza clave a la hora de esclarecer delitos de tipo “itinerante” como el que nos ocupa, en el aspecto de que los autores de los mismos obran en toda la geografía española a fin de dificultar su identificación al variar continuamente su lugar de acción delictiva, habiendo hecho de este tipo de delincuencia itinerante su “modus vivendi”.

En los últimos meses, se han registrado varias denuncias por hechos de esta naturaleza, siendo en unos casos el método empleado el llamado “timo de la Estampita” y en otros el “timo del tocomocho”, asimismo también se tiene conocimiento de otros casos similares, denunciados en otros cuerpos policiales.

Timo de la estampita

La víctima es abordada por un estafador, supuestamente mermado en sus facultades mentales. El estafador lleva consigo un sobre lleno de billetes, a los que no da ninguna importancia, tratándolos como estampitas. Entonces entra en escena un segundo timador (el gancho), que convence a la víctima para que juntos engañen al disminuido ofreciéndole una pequeña cantidad de dinero por sus estampitas. Después de entregar el dinero, la víctima recibe el sobre, pero cuando lo abre, en lugar de encontrarse los billetes, encuentra recortes de papel, ya que han hecho el cambiazo de forma imperceptible para la víctima (requiere de una cierta habilidad). Para ese momento, los estafadores ya están demasiado lejos, y la víctima ha perdido su dinero.

Tocomocho

La víctima es abordada por un estafador manifestando tener un billete de lotería premiado y que por alguna causa no puede cobrar. El estafador ofrece a la victima venderle el boleto por menos dinero del que corresponde al premio.

Para dar mayor credibilidad al timo irrumpirá un segundo estafador (gancho), que suele afirmar la autenticidad del premio exhibiendo un listado de boletos premiados o realizar la consulta con un tercer interlocutor vía telefónica.

Cuando la víctima compra el boleto premiado y va a cobrarlo a la ventanilla de la administración de lotería comprueba que el mismo es falso.

Sea de una manera o de otra, las víctimas, una vez en dependencias policiales, no se explican cómo les pudo ocurrir el engaño, cómo montaron en un vehículo de un desconocido con personas desconocidas, “me podían haber hecho cualquier cosa”, “tenía que haber apuntado la matrícula”, cómo retiraron tal cantidad de dinero, cantidad que nunca habían sacado en su vida, así cómo no se explican por qué fueron a un banco donde nunca habían entrado. Estas víctimas no se creen que hayan entregado el dinero a estas personas. Una de las recientes víctimas manifestó “entregué todas las joyas que llevaba encima, incluso la alianza de mi boda y un reloj que era de mi madre, no sé cómo pude hacer esto”.

El problema con el que se encuentran los investigadores, es que en la mayoría de los casos, las víctimas no reconocen a los timadores. Todas las víctimas son personas mayores y no recuerdan nada, por otra parte muchos de los afectados no llegan a presentar denuncia.

Los timadores forman grupos organizados e itinerantes que se desplazan a distintas provincias para evitar ser identificados y detenidos.

Esta modalidad delictiva de estafas, no suelen ser delitos que causen una “ grave alarma social”, son delitos que dejan a los timadores un gran botín sin que ellos arriesguen a ser detenidos “in fraganti”, y solamente se vuelven agresivos si la víctima finalmente no entrega el dinero, o detectan la presencia policial.

En este sentido, la Policía Nacional, destaca la importancia de la colaboración ciudadana, caso de sospechar que alguien puede estar siendo víctima de este tipo de timos, alerte a la policía, o anote datos sobre vehículo o cualquier otra incidencia que pueda abortar el futuro timo.

Además, también se ha informado a las entidades bancarias de que cuando estas personas, se personen en la entidad para retirar cantidades injustificadas de dinero, pese a que es su dinero, les avisen de que pueden ser objeto de un timo, o en todo caso alerten a la policía.

Tipo de víctimas
Las víctimas suelen ser personas de edad avanzada, bien que se encuentran solas en parques o zonas de paseo, y que previamente son elegidas por los timadores, al considerarlas “presas fáciles”.

Recomendaciones

La Policía Nacional recomienda, sobre todo y especialmente a las personas de edad avanzada, que desconfíen de quienes se acerquen a ellos en la vía pública manifestando haber sido agraciados con un premio de lotería o exhibiendo una gran cantidad de dinero, y que den aviso inmediato a la Policía llamando al teléfono 091, a través de internet www.policia.es o comunicándolo a una patrulla policial.

En este sentido, y aunque uno crea que no puede ser víctima de este tipo de engaños, si puede serlo un familiar suyo, por lo que se debe alertar al entorno familiar, principalmente personas de avanzada edad, de este tipo de hechos. Igualmente y habida cuenta del carácter itinerante de dichas personas se hace necesario comunicar los hechos a la mayor brevedad posible, mediante denuncia en Policía Nacional.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.