Últimas noticias

Gobierno de Navarra y diez localidades firman sendos convenios de colaboración para elaborar los planes generales municipales

Se trata de los ayuntamientos Arantza, Areso, Basaburua, Berrioplano, Cascante, Erro, Ibargoiti, Imotz, Ituren y Monreal, que contarán con una subvención del 80% para su elaboración

Pamplona/Iruña, 19 de junio

El Gobierno de Navarra, a través del Departamento de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local, va prestar apoyo técnico para realizar los planes municipales de Arantza, Areso, Basaburua, Berrioplano, Cascante, Erro, Ibargoiti, Imotz, Ituren y Monreal. A tal fin, la consejera Isabel Elizalde ha firmado sendos convenios de colaboración con los representantes de estos ayuntamientos, en un acto celebrado esta mañana en el Palacio de Navarra. Estos ayuntamientos cuentan con una subvenciones del 80 % para llevar a cabo los trabajos de elaboración de planeamiento. La inversión total de los ayuntamientos es de 1.035.000 euros, de los que el Ejecutivo foral subvenciona 826.000 euros.

La firma del convenio persigue agilizar los complejos trámites para desarrollar el plan completo en periodos de tiempo razonables. Para ello se ha establecido un plan de trabajo basado en la asistencia técnica permanente desde el Servicio de Territorio y Paisaje a los ayuntamientos y a los equipos redactores de los planes. La colaboración técnica entre las dos administraciones se basa en las comisiones de seguimiento que se reunirán con el Servicio de Territorio y Paisaje para avanzar de forma ágil y con seguridad jurídica.

Estos convenios constituyen una oportunidad para reflexionar conjuntamente sobre el futuro de cada localidad y su ubicación en el marco territorial de Navarra. Por ello, deben permitir que el encargo que se realice al equipo técnico adjudicatario de cada plan explicite las bases de redacción y, por tanto, los objetivos, aspiraciones y condiciones que han de tenerse en cuenta, asegurando un buen enfoque inicial y un buen resultado final del proceso.

Los planes generales municipales definirán una Estrategia y Modelo de Ocupación del Territorio para fomentar el desarrollo sostenible y mejorar la calidad de vida de la ciudadanía.

Arantza

El Plan General Municipal (PGM) potenciará su papel como núcleo de su área de influencia, resolviendo las necesidades de suelo residencial, dotacional y de actividades económicas. Desarrollará estrategias que den solución a las edificaciones despobladas para fomentar la renovación o, en su caso, sustitución de las mismas y evitar su abandono definitivo.

En lo referente al patrimonio cultural, se incorporará un nuevo Catálogo del Patrimonio urbano, incorporando elementos de interés cultural municipal.

Entre los elementos territoriales y naturales que Arantza deberá identificar y analizar como base para la ordenación del suelo rústico, se encuentran las áreas de Conectividad Territorial, como son los espacios montanos que envuelven la localidad (Urkidi, Ekaitza, Mendaur, Izu y Pagolleta), con especial interés en las zonas colindantes al ZEC de Artikutza y la extensa red fluvial en torno a la regata Latsa, con enclaves de interés como la Reserva Natural de San Juan Xar y el propio ZEC Rio Bidasoa.

El presupuesto asciende a 95.000 euros, de los que el Gobierno aporta 76.000.

Areso

El Plan Urbanístico de Areso incluirá como elementos determinantes de la ordenación municipal el ecosistema fluvial de la regata Astabela y sus zonas inundables. Por ello, se evaluarán los riesgos de inundabilidad de la regata Astabela a su paso por el núcleo urbano, garantizando la compatibilidad entre riesgos y usos previstos, lo cual conlleva la revisión del Sector residencial R2.

El presupuesto asciende a 70.000 euros, de los que el Gobierno subvenciona 56.000.

Basarubua-Imotz

En ambos valles se plantean preservar el modelo territorial recibido, en el que la implantación de la actividad humana a través de sus necesidades residenciales y actividades económicas se ha resuelto de una manera equilibrada, y con alta calidad arquitectónica y urbana.

Promover la participación y lograr la implicación de toda la población de los valles, figuran como uno de los objetivos de interés municipal.

Basaburua e Imotz constituyen el límite oeste del POT 3 y comparten como elementos de conexión el río Basaburua y la Cañada Real de las Provincias.

Los planes identificarán los espacios de Conectividad Territorial a escala comarcal, acogiendo las zonas de contacto con espacios de la Red Natura 2000, como la ZEC Belate y el LIC Sierra de Aralar, además de los montes e interfluvios interiores de los hayedos de Irumuga e Ilarraundi.

Se incorporarán aquellos enclaves de reconocido valor paisajístico, como el Paisaje Protegido de Robledales de Ultzama y Basaburua, los paisajes municipales del mosaico agroganadero de la campiña y el Paisaje Singular de Dos Hermanas, que se adentra puntualmente en el municipio de Imotz.

La identificación y posterior preservación de los riesgos se centrará principalmente en las áreas inundables tanto del río Basaburua como del río Larraun (localidades de Urriza y Latasa) con el objetivo de compatibilizar usos futuros y riesgos.

En el caso de Basaburua, el presupuesto asciende a 90.000 euros, de los que el Gobierno aporta 72.000. Para Imotz, con un gasto de 75.000, el Ejecutivo subvenciona 60.000 euros.

Ibargoiti y Monreal

Dotar a estos municipios de un instrumento de planeamiento que ordene desde una perspectiva integral la estructura del término y de respuestas a las necesidades de espacios residenciales, dotacionales y sus correspondientes infraestructuras urbanas, forman parte de los objetivos de los nuevos planes municipales.

Ambas localidades, ubicadas en el corredor prepirenaico Pamplona-Lumbier comparten valores culturales y ambientales que se incluirán en sus respectivos planes municipales con criterios de contigüidad y complementariedad.

Los futuros planes municipales recogerán la protección de las sierras y macizos montañosos que perfilan este corredor: Peña Izaga y la Sierra de Izco en Ibargoiti, y la confluencia con la Sierra de Alaitz en Monreal.

El Camino de Santiago aragonés y el río Elorz conforman los principales elementos de conexión y vertebradores del territorio. Se incluirá en el plan la preservación del río Elorz y su red de barrancos con sus sotos de saucedas y choperas (barranco de las Huertas en Idocin, barranco de Elizaberri en Salinas de Ibargoiti y barranco de Marsain en Monreal, entre otros) y las zonas inundables asociadas a la dinámica fluvial.

La adecuación y mejora del entorno del Camino de Santiago figura como objetivo municipal así como la protección, potenciación y recuperación de las señas de identidad de los cascos históricos e inmuebles del patrimonio cultural aislados.

Desde el punto de vista paisajístico, ambos municipios participan de la presencia de paisajes singulares como la Higa de Monreal (Monreal) y Peña Izaga (Ibargoiti), áreas de especial protección cuya ordenación y protección se considerará en el Plan Urbanístico Municipal.

Para Ibargoiti, con un presupuesto de 60.000 euros, el Gobierno aporta 48.000. En el caso de Monreal, con un gasto también de 60.000 euros, el Ejecutivo subvenciona otros 48.000 euros.

Berrioplano

Berrioplano participa del Área Metropolitana de la Comarca de Pamplona. Por su ubicación en el extremo noroeste de esta área, puerta de entrada a la Comarca, uno de los ejes estratégicos será el sistema de infraestructuras y el sistema urbano.

El municipio cuenta con elementos de interés ambiental clave, tanto por los valores que atesoran como por la oportunidad que representan para permeabilizar esta área metropolitana, por lo que su análisis se abordará desde una escala local y una escala más comarcal. El río Juslapeña, la balsa de Loza, el monte Ezkaba, vías de interés como la vía verde del Plazaola y las vías pecuarias (Cañada Real de las Provincias, Pasada 22).

El presupuesto asciende a 250.000 euros, de los que el Gobierno aporta 200.000 euros.

Ituren

El Plan Municipal resolverá las necesidades de suelo residencial considerando el modelo actual, con tres núcleos bien diferenciados: Ituren, Latsaga y Aurtiz. La previsión de sistemas generales adecuados para el servicio de su población y en particular las dotaciones ubicándolas en los lugares más apropiados y acordes con el servicio a prestar.

Con el desarrollo del Plan Municipal de Ituren se completa la ordenación urbanística de la comarca de Malerreka, en la que la regata Ezkurra ejerce un papel fundamental como elemento de conexión a través del valle.

La ordenación del suelo rústico de Ituren integrará las áreas de conectividad territorial de las cimas y cordales de Mendaur (complementarias con las del municipio de Arantza) y la singularidad paisajística de Mendaur.

En este caso, con un presupuesto de 50.000, el Ejecutivo foral subvenciona 40.000 euros.

Cascante

Los objetivos de interés municipal buscan, entre otros fines, la preservación de su casco histórico, favoreciendo y estimulando su rehabilitación, resolver las necesidades de suelo residencial evitando la ocupación extensiva del territorio y respetando los valores paisajísticos y la mejora de espacios degradados en el entorno urbano; la previsión de nuevas áreas de actividades económicas con capacidad para posibles implantaciones de envergadura compatibles con criterios de sostenibilidad medio-ambiental; el mantenimiento y potenciación de la cultura agraria orientada hacia la sostenibilidad, conservando los huertos familiares, en especial en las márgenes del río Queiles, como valor cultural y recurso económico; y la preservación y mejora del patrimonio natural (río Queiles, humedales (Balsa del Pulguer y Laguna de Lor).

El coste total es de 180.000 euros, con una subvención del Gobierno de 144.000 euros.

Erro

La redacción del nuevo Plan Municipal de Erro busca su adaptación a la Ley Foral 35/2002 de Ordenación del Territorio y Urbanismo y a la realidad urbanística actual, y disponer de un instrumento ágil y operativo. En el que se potencie la rehabilitación con el fin de proporcionar acceso a la vivienda, la previsión de espacios libres adecuada para el servicio de la población, y la resolución de necesidades de suelo de actividades económicas.

En el suelo no urbanizable tiene como objetivo la conservación de los valores y recursos naturales del suelo.

El presupuesto es de 105.000 euros, con una aportación del Gobierno de 84.000 euros.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies