Últimas noticias

La dirección de la residencia de Tafalla asegura que la trabajadora despedida seguirá cobrando hasta que se solvente el recurso

UGT denunció que la dirección de la Residencia San Manuel y San Severino había denegado la entrada de la trabajadora readmitida, mientras que la empresa recuerda que el sindicato ha retirado la denuncia y aclara que la interpretación que había realizado ese sindicato no era correcta

Pamplona/Tafalla, 19 de febrero

La dirección de la residencia San Manuel y San Severino de Tafalla ha emitido este viernes un comunicado en el que aclara algunos aspectos de una información sobre una denuncia presentada por el sindicato UGT por entender que se pedía la reincorporación a su puesto de trabajo de una empleada del servicio de cocina, cuyo despido ha sido declarado nulo por el Juzgado de lo Social nº 2 de Navarra.

El sindicato, en la nota de prensa difundida, denunciaba la decisión empresarial y reclamaba a la Inspección de Trabajo que iniciara el procedimiento sancionador por incumplimiento de las normas laborales, “ por constituir la actuación que está desempeñando la dirección de la Residencia, una falta muy grave, de acuerdo con el Articulo 8.11 y 8.13 de la Ley de Infracciones y Sanciones del Orden Social “.

Pues bien, la dirección de la  Residencia “a pesar de haber retirado el sindicato la denuncia ante la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, se ve obligada a informar que la interpretación realizada por el sindicato resulta contraria a lo establecido en la ley y en la propia sentencia, ya que dado que no es firme y se ha anunciado el correspondiente recurso, la sentencia establece que, en caso de recurrir, la empresa  viene obligada a dar ocupación al trabajador despedido, o si prefiere abonarle el salario correspondiente sin contraprestación de servicios durante todo el tiempo que dure la tramitación del recurso”.

Añade la dirección de la Residencia que “es por ello, que ante la efectividad de las medidas organizativas operadas hace un año y dado el actual correcto funcionamiento del servicio de cocina, en aras de evitar medidas organizativas, bien suspensivas o extintivas que pudieran afectar de manera innecesaria a otras trabajadoras, hasta que no finalice el proceso judicial, la empresa, dentro de la legalidad, ha optado por abonarle el salario correspondiente sin contraprestación de servicios durante todo el tiempo que dure la tramitación del recurso”.

“Ante la gravedad de los hechos, y la desinformación que el comunicado de UGT ha creado dentro de usuarios y familiares de residentes así como en la propia plantilla, la imagen del centro se ve perjudicada, pudiendo tener unas consecuencias lamentables por verse vulnerada nuestra imagen, por ello esta empresa se ve obligada a aclarar la situación con el respaldo de cerca de 40 trabajadoras del centro, agradeciendo así el apoyo recibido”, han finalizado.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.