Últimas noticias

Osasuna no se rinde y supera al Granada en el último partido en El Sadar (2-1)

Foto: José Ángel Ayerra

El Granada tuvo la posesión, pero Osasuna acertó con el gol y la presión a un conjunto nazarí que se coloca ahora en el farolillo rojo de LaLiga, en beneficio de Osasuna que se despidió con victoria ante su afición

Pamplona/Iruña, 13 de mayo de 2017

Osasuna ha recibido con victoria en El Sadar al Granada FC en el último partido en El Sadar de la temporada. Los dos equipos ya estaban matemáticamente descendidos a LaLiga 123, así que lo que se jugaban era la pelea por no quedar en la última posición en LaLiga Santander. Más de 13.000 espectadores asistieron al encuentro en la que El Granada tuvo la posesión, pero Osasuna acertó con el gol y la presión a un conjunto nazarí que se coloca ahora en el farolillo rojo de LaLiga, en beneficio de Osasuna.

Vasiljevic colocaba de once inicial en el encuentro Sirigu, Oier (capitán), Sergio León, Causic, Roberto Torres, Berenguer, Kenan, Vujadinovic, Raol Loé, Aitor Buñuel y Steven. Mientras, los de Tony Adams han partido con Ochoa, Lombán, Adrián Ramos, Boga, Vezo,  Andreas, Rene Khrin, Foulquier (capitán), Ingason, Angban y Hongla.

Los rojillos han tenido un gesto con la campaña de Acción contra la Trata #metachodemacho llevando puesta la camiseta con el hashtag,  movimiento en que el club ya participó dando la cara en el vídeo de la campaña. También previo al encuentro, han salido al césped de El Sadar las chicas del primer equipo femenino de Osasuna que han ascendido a Segunda División, donde se les ha rendido homenaje.

Osasuna ha comenzado el encuentro con muchas ganas y una ocasión de Roberto Torres en el minuto dos del encuentro y poco después otra de Kenan, que se marcharon fuera. Sin embargo, poco a poco, el Granada comenzó a sentirse más cómodo en el campo, aunque la defensa de Osasuna realizó una gran labor. La hinchada rojilla ha animado sin descanso en un partido con muy bien ambiente, pese a que los rojillos estaban descendidos.

Kenan, tras fallar una ocasión de gol (Foto: José Ángel Ayerra)

También Osasuna ‘achuchó’ al Granada en los minutos iniciales donde Roberto Torres lanzó un disparo que paró con el pie Ochoa y Kenan falló una ocasión clarísima en el minuto 20 tras coger ante la portería un balón que parecía condenado a salirse fuera.

Pero fue justo a continuación, en el minuto 24, cuando tras un lanzamiento de córner un gran Steven pegó un chutazo, sorprendiendo a Ochoa y convirtiendo el primer tanto a favor de Osasuna.

Poco después el Granada tuvo una ocasión en un mano a mano de Boga con el portero rojillo, aunque Sirigu sacó su providencial mano para atajar el lanzamiento.  Grandes actuaciones también en la banda de Berenguer, que repartió juego, y de Loé que fue vitoreado por dos brillantes jugadas en las que evitó que la delantera nazarí pudiera arrebatarle el esférico. Y en el minuto 39, Sergio León protagonizo otra jugada, aunque su pase a Kenan se fue desviado.

Y al filo del descanso, en el minuto 41 cuando todo parecía ir de perlas para Osasuna, y el Granada no daba muestras de representar ningún peligro, Adrián Ramos remató con la cabeza en la portería de Sirigu, empatando el partido para desesperación del italiano que gesticulaba con enfado.

Foto: José Ángel Ayerra

La segunda parte se inició con un dominio de la posesión del balón por parte del conjunto nazarí, y hasta con la ocasión de Lombán tras un saque de esquina, que rozó el larguero de Sirigu. Rene Khrin se llevó un fuerte golpe al chocar en una jugada que paró el juego durante unos minutos.

Kenan las tuvo también en el minuto 65 con un par de ocasiones, ante el delirio de la hinchada que estuvo fuertemente animando.

Ya en el minuto 68, Vasilejvic realizó un doble cambio, sustituyendo a Causic y Buñuel por Olavide y Clerc. Al parecer el cambio molestó a Oriol Riera que tuvo una bronca en el banquillo con el míster Vasiljevic.

La suerte del partido, en beneficio de Osasuna cambió en el minuto 75 cuando Kenan Kodro marcó el segundo tanto del encuentro en un remate desde el área pequeña que Ochoa no pudo parar esta vez. En la siguiente jugada, a punto estuvo de empatar de nuevo el Granada con un remate de Adrián Ramos que  paró el cancerbero rojillo.

Steven, que había estado enchufado todo el partido se tuvo que retirar poco después ya que estaba exhausto por el esfuerzo, y le sustituyó Unai Garcia (lo que explicaba la causa del enfado de Oriol Riera con el entrenador al no poder jugar en su casi seguro partido de despedida en esta segunda etapa en Osasuna).

El Granada lo siguió intentando, aunque en unos minutos finales algo más broncos, con tarjeta amarilla para Uche por darle una patada a Berenguer.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies