Últimas noticias

Adacen y la UPNA colaboran en un proyecto de Innovación y Desarrollo para mejorar la calidad de vida de las personas con Daño Cerebral Adquirido

Personal investigador de la UPNA, personas usuarias y equipo técnico rehabilitador de Adacen han desarrollado dos prototipos

Pamplona-Iruña, 20 de junio de 2019

El Living Lab de la Asociación de Daño Cerebral de Navarra (Adacen), banco de pruebas de tecnologías, productos y servicios para la rehabilitación y mejora de la calidad de vida de las personas con discapacidad neurológica, ha sido el lugar en el que personas usuarias de Adacen han conocido y probado dos nuevas tecnologías desarrolladas por equipos conjuntos de investigación de la Universidad Pública de Navarra (UPNA) y Adacen en el marco del proyecto SensMov.

Francisco Fernández Nistal, director-gerente de Adacen y Marisol Gómez Fernández, profesora titular de Álgebra del departamento de Estadística, Informática y Matemáticas de la UPNA, han presentado esta mañana dos sistemas de medida para neurorehabilitación.

Se trata de los primeros frutos de la colaboración iniciada hace dos años mediante la firma de un acuerdo entre ambas entidades. Estos proyectos cuentan con la subvención del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), Gobierno de Navarra y el Programa Innovasocial, de Fundación Caja Navarra y Fundación la Caixa.

El desarrollo de productos tecnológicos destinados a procesos de rehabilitación y evaluación de personas con movilidad reducida resulta muy escaso debido, principalmente, a su elevado coste y a la necesidad de tener conocimientos técnicos específicos. Este proyecto conjunto entre Adacen y la UPNA pretende superar esta carencia tecnológica desarrollando sistemas TIC de medida para evaluar la movilidad y rehabilitación motora de pacientes.

Un total de 56 personas usuarias de la Asociación han probado durante cuatro meses un sistema para evaluar la marcha y el movimiento de los brazos en personas con movilidad reducida usando sensores inerciales que permiten obtener parámetros biomecánicos del movimiento de extremidades superiores e inferiores de manera sencilla, rápida y sin molestias para el paciente.

Además, el equipo de fisioterapia ha testado, durante el mismo periodo de tiempo, un guante con fibra óptica para la rehabilitación y evaluación de la recuperación de la sensibilidad fina en extremidades superiores (dedos, muñeca, etc). En ambos casos, se ha diseñado software asociado para la visualización de los datos obtenidos.

En el desarrollo de los prototipos han participado las investigadoras del departamento de Estadística, Informática y Matemáticas, Alicia Martínez, Nora Millor, Itziar Uzqueda, Carmen Vidaurre y Marisol Gómez, y Abian Bentor, Silvia Díaz y Carlos Ruíz del Departamento de Ingeniería Eléctrica y Electrónica. También ha colaborado Miriam Rubio, estudiante del Master de Telecomunicaciones de la UPNA.

Por parte de Adacen, han intervenido en el estudio los fisioterapeutas José Ramón Asiaín, Natalia Domínguez, y Javier Aranda, y los terapeutas ocupacionales Cristina Vera, Jósean Cueto y Elisa Ara.

Los resultados obtenidos tras estos meses de ensayos en el Living Lab de Adacen han sido satisfactorios en relación a la potencialidad futura de los sensores para la evaluación de la marcha y movilidad de extremidades superiores. Los profesionales de Adacen, para poder realizar esta evaluación, hasta ahora utilizan escalas estandarizadas que no son suficientemente objetivas. “Esta nueva herramienta de medida, nos proporciona esta objetividad aparte de otros datos cono la cadencia del paso, longitud, en cuanto a marcha y en las extremidades superiores, grados de movilidad, velocidad, etc”, señala Jósean Cueto, terapeuta de la asociación.

Al finalizar el estudio, se ha realizado una encuesta de satisfacción a los usuarios participantes que han valorado positivamente la herramienta hasta el punto de que el 100% de ellos ha afirmado que volvería a usarla.
El siguiente paso para el desarrollo es mejorar algunos ajustes técnicos para que se pueda usar en clínica de forma estandarizada.

Estas soluciones de bajo coste, unidas al desarrollo de protocolos de aplicación profesional, permitirán que profesionales de la salud accedan a las ventajas de la valoración biomecánica objetiva de sus pacientes. Así, podrán realizar un mejor diagnóstico, un mejor seguimiento, tanto en fases agudas como crónicas, y comprobar si la recuperación es óptima, reduciendo así los costes sanitarios en la atención y rehabilitación de estas personas.

Respuesta a necesidades reales

La selección de los proyectos a desarrollar surgió de las necesidades constatadas por Adacen en la atención a personas no solo con daño cerebral, sino en personas con discapacidad y mayores. “En primer lugar” ha señalado Francisco Fernández Nistal, “es importante poder contar con sistemas de medición de la marcha que nos den métricas exactas y que sean de fácil uso por los terapeutas, ya que hasta la fecha los sistemas de medición de la marcha precisan de una sala equipada con sistemas de medición (salas de análisis de la marcha) y la instalación de esa sala resulta cara económicamente.

Al paciente podemos darle una métrica exacta de su estado físico midiendo su evolución con pruebas objetivas, mejorando su motivación y su adherencia a los tratamientos. Por otro lado, la rehabilitación de la movilidad de la mano y el movimiento de los dedos (lo que llamamos la sensibilidad fina) es básica para que la persona adquiera autonomía en habilidades básicas de la vida diaria como el aseo, el vestido o la manutención. En primer lugar, con este sistema de guante podemos evaluar en qué dedos le puede faltar al paciente grados de movilidad de cara a establecer la terapia adecuada e identificar en que función hace falta intervenir. Además, este desarrollo representa la base para poder incorporar a futuro sistemas activos de rehabilitación.”

Marisol Gómez Fernández ha señalado que, para la Universidad y los investigadores, estos proyectos desarrollados en común con Adacen son fundamentales, puesto que permiten transferir conocimiento o diseñar nuevos dispositivos colaborando desde el principio con los usuarios y usuarias que tienen las necesidades reales, así como conocer de primera mano las necesidades reales de los profesionales clínicos. “Además”, ha destacado, “es muy gratificante para nosotros constatar que nuestras investigaciones mejoran la calidad de vida de las personas”.

Para los usuarios y usuarias de Adacen, estas colaboraciones son muy importantes puesto que “nos sitúa en una posición líder en nuestro sector en la incorporación de tecnologías en la rehabilitación y la promoción de la autonomía, permitiendo, además, dado nuestro carácter de asociación sin ánimo de lucro, que los pacientes puedan disfrutar de los últimos avances a coste cero garantizando el acceso en condiciones de equidad”, destaca Fernández Nistal

Yo no lo tiro

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.