Últimas noticias

Consumidores Irache llama a actuar con responsabilidad en el ‘Black Friday’

Recuerda que los derechos de los consumidores en estas promociones son iguales que el resto del año


La Asociación de Consumidores de Navarra Irache anima a los consumidores a actuar con responsabilidad ante el llamado ‘Black Friday’.

En este sentido, recomienda comparar establecimientos, comprobar que los descuentos suponen una rebaja real del precio y valorar la relación entre el coste y la calidad y las prestaciones de los productos. Los ciudadanos deben saber que los derechos al realizar las compras en estas promociones son iguales al resto del año.

Se anuncian descuentos de hasta el 60%

En los últimos años cada vez más comercios han adoptado esta costumbre estadounidense por la que dan a conocer diversas promociones o descuentos. Además, las promociones han llegado prácticamente a todos los sectores, el plazo se ha ido ampliando y, si bien en un principio se trataba de un viernes, es muy habitual que los establecimientos mantengan estas ofertas durante varios días o toda una semana.

Buena parte de los descuentos anunciados se sitúan entre el 20% y el 30% aunque en algunos casos llegan hasta el 60% o más. Sin duda, el reclamo está resultando eficaz ya que, según un informe sobre esta cuestión de la consultora Oliver Wyman, el 84% de los españoles planea hacer compras en estas promociones.

Algunos consumidores se quejan de que el descuento no es real

Pese a que se anuncian notables descuentos que pueden ser interesantes, no todos los productos, ni tan siquiera siempre la mayor parte, presentan un abaratamiento tan importante como puede parecer.

Algunos consumidores han mostrado otros años su malestar porque dicen que el descuento promocionado se ha aplicado realmente sobre un precio ya encarecido, por lo que la rebaja no es tan atractiva como se dice. Así, un asociado ha acudido esta misma semana a Irache porque un hoverboard (patinete eléctrico de dos ruedas) que el domingo a la noche costaba 103 euros en un portal comercial ayer (lunes) a la mañana pasó a costar 159 euros. El consumidor quiso mostrar su malestar por la sospecha de que el viernes bajará otra vez su precio pero lo anunciarán como un gran descuento. Es solo un ejemplo de casos que se pueden dar. En principio, la ley obliga a hacer constar el precio promocionado junto al precio anterior. Pero corresponde al consumidor comprobar que suponer una oferta realmente mejorada.

Actuar con actitud crítica

Desde Irache se invita a los consumidores a actuar con actitud crítica en estas fechas. La Asociación propone una serie de pautas que pueden ayudar a comprar estos días de forma más responsable:

Pararse y tomarse un tiempo para detectar las necesidades reales y hacer una lista con los productos que se quiere comprar, incluso con los márgenes de coste que pueden resultar interesantes.

Observar los precios que muestran los diversos artículos tiempo antes de cualquier promoción, en este caso la del ‘Black Friday`. Compararlos posteriormente con las promociones y observar si el descuento es real y valorarlo. En principio, debería constar el precio de la oferta y el ordinario.

Si ve una promoción que le puede interesar, pida que le informen sobre el plazo en la que se mantiene vigente por si quiere comparar y comprar el producto más adelante.

Asegúrese de que el producto no tiene ningún fallo. Aunque el descuento sea importante, el producto debe estar en perfecto estado. En este sentido, promociones como las del ‘Black Friday´ no permiten comercializar productos defectuosos. Si descubre un defecto posteriormente, comuníquelo de manera fehaciente y cuanto antes al vendedor.

Conserve el tique o justificante de pago de cualquier compra.

Pregunte por las posibilidades de devolución. Si no hay ninguna oferta en este sentido y el producto es conforme a lo ofrecido, no tiene derecho a devolverlo. Si hay alguna oferta de devolución, que se la entreguen por escrito. Deberá atenerse a las condiciones que se establezcan.

Cualquier producto nuevo tiene dos años de garantía. Durante este plazo el consumidor tiene derecho a que se le repare el producto o se le dé uno en buen estado siempre que se trate de un defecto de fábrica. El problema es que la ley actual solo presume que el defecto existía en la venta en los seis primeros meses.

Si compra por internet -algo cada vez más habitual-, sepa que tiene catorce días para echarse atrás desde que recibe el producto, al menos en compras dentro de la Unión Europea. Al comprar online, es conveniente conservar el justificante de la compra con la descripción del producto. Hay que tener en cuenta que la garantía es la misma que en las compras en el establecimiento.

En las compras online conviene leer las condiciones generales de compra de la página web, por si ofrecen alguna posibilidad añadida sobre garantía o devolución, por ejemplo.

Asegúrese de que el precio incluye cualquier impuesto o gasto. Es decir, que luego no le cobran el IVA correspondiente o, en compras por internet, los gastos de envío.

Revise las coberturas del seguro. En muchos casos, especialmente en productos electrónicos, como móviles, tabletas u ordenadores, se ofrecen con la compra la suscripción de seguros. Antes de aceptarlos, conviene estudiar detenidamente las coberturas y calibrar si merece la pena pagarlo. Si cree que es así, conserve todas las condiciones de la póliza.

Tanto si se trata de una compra en establecimiento como una por internet, siempre hay que contar con una dirección a la que poder reclamar posteriormente para cualquier queja o incumplimiento.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.