Últimas noticias

El Planetario de Pamplona retransmitirá este lunes en directo el tránsito de Mercurio

Este tránsito se puede ver por completo en toda Sudamérica y la costa Este de Norteamérica. Desde Europa y África podemos ver el comienzo, pero el final del tránsito, cuando Mercurio emerge del disco solar, se produce con el Sol ya bajo el Horizonte

Pamplona-Iruña, 8 de noviembre de 2019

Este lunes, 11 de noviembre, el Planetario de Pamplona retransmitirá en dierecto a partir a las 13h, en la sala Tornamira, el tránsito de Mercurio en su primera fase.La cita además está incluida dentro de la celebración de las Semanas de la Ciencia en Navarra.

Ese día, el veloz planeta Mercurio pasa por delante del disco solar. No es algo que podamos ver a simple vista, ni se producirá una disminución apreciable de la luz que nos llega del Sol, pero desde la primera vez que se observó un fenómeno así, hace tres siglos y pico, esos momentos poco habituales han despertado siempre el interés astronómico.

Se trata de un ejercicio de mecánica planetaria que van a seguir en directo en el Planetario de Pamplona en su primera fase, desde las 13 horas, con una observación en directo con la colaboración de la Red Astronavarra Sarea, y conexiones a través de la red con otros observatorios europeos, en un acto abierto al público en el que Fernando Jáuregui, astrofísico del Pamplonetario, explicará qué son, cómo se observan, y para qué han servido estos tránsitos y siguen sirviendo.

¿DÓNDE PODEMOS VERLO?

Este tránsito se puede ver por completo en toda Sudamérica y la costa Este de Norteamérica. Desde Europa y África podemos ver el comienzo, pero el final del tránsito, cuando Mercurio emerge del disco solar, se produce con el Sol ya bajo el Horizonte. 

En la zona del Pacífico, por el contrario, se ve el final del fenómeno.

HORARIOS:

  • El primer contacto de Mercurio con el disco solar se produce a las 14:34:43
  • Mercurio se sumerge completamente en el disco del Sol a las 13:35:25
  • (y se produce el fenómeno de la “gota negra, un efecto como de lágrima producida por la turbulencia de la atmósfera terrestre)
  • El tránsito comienza propiamente dicho a ser observado a las 13:36:24
  • El momento en que Mercurio está más cerca del centro del disco solar es a las 16:19
  • El tránsito termina a las 19:03, pero en Pamplona el Sol se ha puesto a las 17:45 y por eso no podemos ver las fases finales

En la imagen, de la página timeanddate.com, se representa la posición por la que veremos a Mercurio al comienzo del tránsito.

¿CÓMO PODEMOS VERLO? :

Mercurio es muy pequeño en el cielo en comparación con el disco solar, así que para verlo conviene amplificar la imagen del Sol. Esto implica usar un sistema óptico que amplifique la imagen de la sombra delante del disco y bien la proyecte o bien permita su observación directa. Esto está fuera de lo que podamos hacer en casa, por lo que recomendamos que se acuda a alguna de las numerosas observaciones que organizarán los planetarios o las agrupaciones astronómicas. De la mano de las gentes de la astronomía podemos asegurar una observación efectiva y, sobre todo, segura.

DATOS:

Los tránsitos de Mercurio no son fenómenos demasiado conocidos, aunque tampoco excesivamente raros. Cada 88 días este planeta da una vuelta al Sol. Visto desde nuestro planeta, esto quiere decir que Mercurio y el Sol coinciden aproximadamente en el cielo cada 116 días, es decir, algo más de 3 veces al año. Pero a veces Mercurio pasa por encima o bien por debajo del disco de nuestra estrella y por lo tanto no se produce un tránsito. Este se debe a que la órbita de Mercurio está inclinada 7º con respecto al plano de la eclíptica (el de la órbita terrestre). Solo unas 13 veces en cada siglo se da la alineación adecuada. Y esto sucede unas veces en mayo y otras en noviembre, cuando la Tierra pasa por los nodos que forman los planos orbitales de ambos planetas. La última vez que se produjo fue el 9 de mayo de 2016. Y la próxima será el 13 de noviembre de 2032.

La primera observación del fenómeno, ver a Mercurio pasando por delante del disco solar, se atribuye a Pierre Gassendi, el astrónomo francés, el 7 de noviembre de 1631. ¡Hace 388 años! Es cierto que Johannes Kepler había predicho que el fenómeno podía suceder, también con Venus, porque había descrito las órbitas heliocéntricas de los planetas por vez primera con sus leyes. El tercer personaje importante en el comienzo de la observación de los tránsitos de Mercurio es Edmun Halley (el del cometa) que escribió cómo haciendo observaciones de los tránsitos de los planetas interiores desde sitios diferentes se podría medir el tamaño real del Sistema Solar, es decir, saber la distancia “real” entre el Sol y la Tierra. 

Ahora seguimos observando tránsitos, más allá del Sol: una de las técnicas más provechosas para descubrir la presencia de planetas orbitando en torno a otras estrellas es precisamente analizar la luz para detectar periódicas variaciones de brillo que se producen cuando ese exoplaneta transita por delante de su estrella. De la cuidadosa observación de estos tránsitos, además de encontrar los planetas y caracterizar sus parámetros (tamaño, masa) se ha conseguido descubrir si tienen atmósfera y otros detalles que de otra manera no podríamos conocer sin acercarnos a ellos, algo imposible por las enormes distancias que existen entre las estrellas.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.