Últimas noticias

El Servicio de Ejecución Penal presenta a la Comisión de Justicia Restaurativa sus líneas básicas de actuación

En su reunión de hoy, la Comisión ha decidido elaborar un nuevo protocolo de trabajo que impulse esta forma de hacer Justicia

La Comisión de Justicia Restaurativa del partido judicial de Pamplona, creada para impulsar la perspectiva restaurativa del servicio público de justicia, se ha reunido este viernes con el objetivo de conocer las principales novedades impulsadas por el Gobierno de Navarra en esta materia.

En concreto, la reunión ha servido de presentación del nuevo Servicio de Ejecución Penal y Justicia Restaurativa, creado para llevar a la práctica las Líneas Estratégicas del Modelo de Ejecución Penal de Navarra redactadas por un grupo de expertos y presentadas hace poco más de dos meses. Además, se ha abordado la necesidad de elaborar un nuevo protocolo de trabajo en materia de Justicia Restaurativa.

En la Comisión, han participado la magistrada Mari Paz Benito Osés, Jueza Decana de Pamplona; Elena Cerdán Urra y Ana Marcotegui Barber, de la Fiscalía Superior de la Comunidad Foral de Navarra; el director general de Justicia del Gobierno Foral, Rafael Sainz de Rozas; el director del Servicio de Ejecución Penal y Justicia Restaurativa, Jorge Ollero; y el coordinador del Servicio de Mediación Penal Reparadora, Manuel Ledesma. Este Servicio es financiado por la Dirección General de Justicia, por parte de la cual han estado presentes en la reunión la responsable de la Oficina de la Atención a Víctimas, Izaskun Gartzaron Zudaire; y Esther Martinez Silguero, Jefa del negociado de mediación intrajudicial.

Actualizar el protocolo a los cambios normativos y al impulso de la Justicia Restaurativa

La propuesta de elaborar un nuevo protocolo de trabajo surge de la necesidad de actualizarlo en función de los cambios normativos producidos en los últimos años, así como al impulso que el Gobierno de Navarra ha decidido dar a la Justicia Restaurativa en todos los órdenes, con especial referencia al Estatuto de la Víctima. Para el director general de Justicia, Rafael Sainz de Rozas, “Navarra tiene una trayectoria ya consolidada en esta manera de hacer justicia, y pretendemos potenciarla e impulsarla”.

“El Consejo de Europa ha recomendado que la justicia restaurativa se pueda aplicar a todo tipo de delitos, incluyendo los graves”, ha explicado Sainz de Rozas; “por eso, y con excepción expresa de la violencia de género, pues lo impide la ley vigente, queremos avanzar para utilizar otras herramientas, además de la mediación penal”. Es el caso, ha destacado, de los llamados círculos restaurativos, que permiten amplios procesos de participación comunitaria. El objetivo con esa perspectiva comunitaria es tanto abordar las causas de los delitos como facilitar, realmente, la reinserción de las personas que han producido daños.

Navarra ha mostrado de manera reiterada su apuesta por la justicia restaurativa, abordada además con una perspectiva comunitaria muy marcada; y la potenciación de este ámbito va a incluir próximamente, ha avanzado Rafael Sainz de Rozas, “la participación de la Comunidad Foral en redes y proyectos europeos relacionados con esta materia”.

Navarra, pionera en Justicia Restaurativa

Y es que Navarra puede considerarse como una de las pioneras en aplicar la perspectiva restaurativa para fomentar una sociedad no punitiva, que sea consciente de que la solución de los problemas sociales no está en el sistema penal. La asunción de una perspectiva restaurativa moderna se basa en el planteamiento equilibrado de los conceptos de reparación, responsabilización y participación de las personas y comunidades afectadas, como aspecto transversal a todo el modelo de ejecución penal.

La Recomendación (2018)8 del Consejo de Europa sobre justicia restaurativa, adoptada el 3 de octubre de 2018, sirve de guía para la incorporación de forma transversal de este principio a todos los espacios de la ejecución penal.

“Es necesario contar con un marco integral de intervención en justicia restaurativa, de forma que todas las actuaciones en los espacios de penas no privativas de libertad, CIS y Centro Penitenciario estén protocolizadas y coordinadas por un Servicio integral de Justicia Restaurativa”, ha detallado Rafael Sainz de Rozas. El objetico es “superar la visión de la mediación penal intrajudicial e impulsar la realización de procesos restaurativos con víctimas, victimarios y comunidad en todas las fases de ejecución penal”, ha explicado.

Y es que, ha recordado el director general, “la justicia restaurativa no solo se ha de aplicar como complemento al sistema penal, sino que deben establecerse formas de resolución comunitaria de conflictos que permitan la desjudicialización de las problemáticas sociales”.

EP

OFERTA en AIRE ACONDICIONADO en Navarra

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.