Últimas noticias

La cepa británica produce el doble de ingresos hospitalarios que la variante clásica de la Covid-19 y se transmite con más facilidad entre los menores de 15 años

Según concluye el informe, “el aumento de casos graves de enfermedad y su desplazamiento a edades más jóvenes, urge reforzar la prevención hasta que un porcentaje mayor de la población esté vacunada”

El último informe epidemiológico del Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra ha cifrado ya en el 94% la presencia de la variante británica de coronavirus en Navarra. En concreto asegura que en el Complejo Hospitalario de Navarra se analizan los virus SARS-CoV-2 detectados semanalmente en Navarra para determinar la proporción de casos que presentan ausencia del Gen S, lo cual es altamente sugestivo de la variante inglesa (VOC 202012/01). El porcentaje de virus que presentan esta característica ha aumentado progresivamente en lo que va de 2021, y en la última semana se situó en el 94%. Esta variante ha desplazado a las otras y se consolida como la predominante en Navarra.

En la casuística de Navarra se observan algunas diferencias en el patrón epidemiológico de esta variante en comparación con la variante clásica: se transmite con mayor facilidad en menores de 15 años, afecta también más a las personas de 65 a 80 años, y los casos de esta variante requieren ingreso hospitalario con el doble de probabilidad que los de la variante clásica del mismo grupo de edad. Hasta el momento, no se observan diferencias significativas en el efecto de la vacuna, ni en la letalidad entre las variantes del SARS-CoV-2 circulantes en Navarra.

Según concluye el informe, “el aumento de casos graves de enfermedad y su desplazamiento a edades más jóvenes, urge reforzar la prevención hasta que un porcentaje mayor de la población esté vacunada”.

nforme epidemiológico: baja el riesgo de hospitalización en mayores de 85 años, pero se duplica en adultos

En el último Informe Epidemiológico del ISPLN, correspondiente a la semana del 29 de marzo al 4 de abril se han confirmado 1.220 casos por PCR o por antígeno (185 por 100.000 habitantes), con un ascenso del 8% respecto a la semana anterior que no llega a ser significativo. El 77% de estos nuevos casos eran sintomáticos, y el 72% habían sido contactos de otros casos confirmados. Aumentan los contagios en el ámbito del domicilio, que es responsable de 47% de los casos, y los que desconocen el origen de la infección que dan lugar al 27% de los casos. El ámbito social supuso el 17% de los casos, el ámbito laboral el 4,8% y el escolar el 3,4% de los casos.

Los diagnósticos de COVID-19 aumentan un 42% en mayores de 75 años, y un 37% en el grupo de 55 a 74 años, y no presentan cambios relevantes en los otros grupos de edad.

Las mayores tasas se registran en el grupo de 5 a 14 años (216 por 100.000), seguido por los de 15 a 34 años (215 por 100.000). La menor tasa se registra en mayores de 75 años (142 por 100.000), pero su aumento en incidencia llama la atención porque suele tener consecuencias en hospitalizaciones y por ser un grupo de edad parcialmente vacunado.

Aumentan las tasas en las Áreas de Tudela (299 por 100.000) y Estella (245 por 100.000), y se mantienen estables en el Área de Pamplona (146 por 100.000).

Los ingresos hospitalarios suben de 57 a 86

En la semana del 29 de marzo y el 4 de abril aumentaron los ingresos hospitalarios por COVID-19 hasta 86, frente a los 57 de la semana anterior. Se mantienen los ingresos en la UCI atribuibles a COVID-19, que pasaron de 13 a 11 casos, y descienden las defunciones por COVID-19 con 2 fallecidos frente a las 5 de la semana anterior.

En las últimas semanas, la extensión de la vacunación en algunos de los grupos de población más vulnerables y la creciente circulación de la variante británica del virus están cambiando el riesgo de hospitalización, ingreso en la UCI y fallecimiento de los casos confirmados en función de la edad. En los casos confirmados entre las semanas 7 y 11 de 2021, el 7,3% requirió ingreso hospitalario, 15 por mil ingresó en la UCI y 3,9 por mil falleció a causa del COVID-19.

El riesgo de hospitalización entre los casos confirmados de COVID-19 ha disminuido en mayores de 85 años (grupo que ha sido vacunado en las últimas semanas), pero se ha duplicado en el resto de los grupos de edad adulta, alcanzando el 5% entre los casos de 35 a 44 años, el 18,5% entre los de 55 a 64 años y el 36% entre los de 75 a 84 años. El riesgo de ingreso en UCI también se ha duplicado dentro de cada grupo de edad, y alcanza el 4,7% de los casos de 55 a 64 años y el 9% de los casos de 65 a 74 años.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.