Un detenido en Tudela por causar lesiones a dos personas con una botella en la cabeza y en la mano

La Policía Local de Tudela ha detenido la pasada madrugada, a las 4.20,  a un hombre de 23 año como presunto autor de un delito de lesiones tras haber producido una contusión a una persona tras golpearle en la cabeza con una botella, y cortar a otra en la mano tras mediar éste en la discusión, siendo necesarios varios puntos de sutura.

El detenido había huido de la calle Eza tras producir las lesiones, siendo localizado en la zona del parque San Julián. Fue trasladado a dependencias de Policía Foral donde quedó ingresado en calabozos bajo su custodia y hasta su puesta a disposición judicial.

Por otro lado, también la pasada madrugada sobre las 2.50. un joven de 17 años informó haber sido agredido en un bar de la calle Verjas, presentando una herida sangrante en el labio. Tras entrevistarse con él los actuantes, este facilitó los datos del supuesto agresor, quien no se encontraba en el lugar, informando que iba a presentar denuncia por la agresión, avisando del hecho a su madre al tratarse de un menor de edad.

Antes de la medianoche, los agentes intervenieron a petición de un camarero de la calle Carrera, quien informó que había tenido problemas con un cliente, al haber éste lanzado un vaso contra la fachada debido a la tardanza del servicio. Se identificó a las partes implicadas, calmando la situación. Más tarde, el requirente comunicó que había de nuevo ido el cliente y le había amenazado, manifestando su intención de presentar denuncia por esos hechos.

Y por la mañana, sobre la 11.40 horas, los agentes tuvieron que intervenir en la Plaza de la Estación, puesto que al  parecer, tras recriminar a una persona que se encontraba orinando en la vía pública, éste le había amenazado con una navaja. No se pudo localizar a la persona sospechosa del hecho, procediendo los agentes a disolver a la gente allí congregada ya que estaban produciendo muchas molestias por ruido a los vecinos.

Por otro lado, durante la jornada, los agentes hicieron entrega de varios teléfonos móviles encontrados en la vía pública y depositados en dependencias de Policía Local.


 

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN