Últimas noticias

Pamplona aprueba un convenio marco para realizar obras de rehabilitación y para instalar ascensores en los bloques de la carretera de Sarriguren

Los edificios provienen de la construcción de un grupo de ochenta viviendas subvencionadas para funcionarios de la Diputación Foral de Navarra, según se describe en la memoria del proyecto de los edificios redactado por el arquitecto Ramón Urmeneta en 1959

Pamplona-Iruña, 12 de agosto de 2020

El Ayuntamiento de Pamplona ha aprobado un convenio marco para la con las comunidades de propietarios de la carretera de Sarriguren de los números 1 al 10 para realizar obras de rehabilitación de fachadas y cubiertas y para instalar ascensores. Todos ellos se encuentran incluidos en un Proyecto de Intervención Global (PIG) aprobado por el Gobierno de Navarra y redactado por BOA Arquitectos. Las subvenciones se articularán mediante la firma de convenios con cada una de las comunidades de propietarios, quienes serán las beneficiarias.

Los edificios provienen de la construcción de un grupo de ochenta viviendas subvencionadas para funcionarios de la Diputación Foral de Navarra, según se describe en la memoria del proyecto de los edificios redactado por el arquitecto Ramón Urmeneta en 1959. Las viviendas se construyen ocupando un solar contiguo al Parque provincial de la Diputación cuya principal característica es el importante desnivel de más de 15 metros que condiciona la ejecución del grupo de viviendas. Son 10 portales de 4 alturas con 8 viviendas cada uno y locales comerciales. No tienen patios interiores sino que todas las habitaciones son exteriores.

Falta de aislamiento y soluciones heterogéneas que deterioran la estética

Sus características constructivas son las típicas de la época. En la actualidad presentan deficiencias como la falta de aislamiento en fachadas y cubiertas; carpinterías deficientes con actuaciones de sustitución heterogéneas que provocan un importante deterioro de la estética urbana; algunos de los portales no han podido colocar ascensor, y otros han instalado sistemas de calefacción en fachada de manera desordenada.

Esta actuación se enmarca en el acuerdo municipal de 2011 para realizar Planes de Revitalización Urbana en diferentes zonas de la ciudad que pueden considerarse socialmente degradadas como ha ocurrido en Soto de Lezkairu o calle Ferrocarril. En 2017, el Pleno aprobó incluir los edificios de la Carretera de Sarriguren en esa iniciativa.

El estudio realizado por la sociedad municipal Pamplona Centro Histórico S.A. que ha analizado los índices de vulnerabilidad urbana de la zona, revela la necesidad de intervenciones urbanísticas, entre ellas las relacionadas con la rehabilitación de los edificios, y en concreto las que supongan mejoras en las condiciones de accesibilidad y de eficiencia energética.

Ahorro energético y mejora de la imagen

El convenio incluye la aprobación de las soluciones técnicas del PIG, que principalmente se centra en la mejora de la envolvente térmica de las fachadas de los edificios para dotarlos de adecuadas condiciones de ahorro energético y de una imagen más actual e integrada en el nuevo desarrollo urbanístico de la zona colindante de Lezkairu. También se instalarán aislamientos térmicos en las cubiertas, se adecuarán las carpinterías exteriores a las exigencias de la normativa vigente y se evitarán instalaciones privativas vistas en fachadas.

Además, se colocarán ascensores en los edificios en los que no tienen o se adaptarán los existentes a la legislación actual. Los portales 9 y 10 han tenido que tramitar un Plan Especial para la eliminación de barreas. En el resto de portales la instalación será en zonas comunes del edificio, construyendo una nueva caja de escaleras hacia la fachada principal norte. La renovación de la caja de escaleras conllevará la actualización de medidas de protección de incendios (extintores, señalización y alumbrado de emergencia, etc.). 

Además, se sustituirán los sistemas existentes por calderas de condensación de gas natural para calefacción y ACS. Por último, se llevará a cabo la adecuación de instalaciones comunes del edificio como impermeabilización, sistemas de ventilación y evacuación de humos, tratamientos de plantas bajas y antepechos de terrazas o los sistemas de tendido de ropa no visibles al exterior.

Porcentajes de ayuda municipal

El convenio marco recoge que las ayudas se concederán de acuerdo al Plan Estratégico de Subvenciones del Área de Urbanismo, Vivienda y Sanidad aprobado para 2020-2023. Señala para las obras destinadas a mejorar las condiciones de aislamiento de la envolvente térmica de los edificios y la imagen urbana de los mismos que se subvencionará el 40 % del presupuesto protegible hasta alcanzar la ayuda máxima de 6.000 euros por el número de viviendas del edificio.

Cuando los trabajos sean para mejorar la eficiencia energética de instalaciones de producción de calor promovidas de manera conjunta por la comunidad la ayuda sumará el 35% hasta los 3.000 euros por el número de viviendas del edificio. En las obras de accesibilidad la subvención será del 25% del presupuesto protegible con un máximo de 5.000 euros. El mismo porcentaje de ayuda se recoge para trabajos en instalaciones comunes del edificio con un máximo de 1.500 euros. En todos los casos resultará beneficiaria la comunidad de propietarios.

Contra la pandemia: Compromiso

Publicidad

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.