Últimas noticias

Solana confirma que Educación estudia implantar la lista única para las oposiciones de docentes

La consejera de Educación ha comparecido en el Parlamento foral donde ha insistido en que la lista única “no vulnera el acceso a la función pública ni la igualdad de oportunidades” como le ha reprochado el portavoz socialista, Carlos Gimeno 

Pamplona/Iruña, 14 de noviembre de 2017

La consejera de Educación, María Solana ha confirmado este martes en el Parlamento Foral que su departamento “está estudiando implantar el sistema de lista única (para las oposiciones de docentes) consistente en llevar a cabo tal procedimiento sin separación por idioma (castellano y euskera), sino solo por especialidad”.

Sola ha insistido en que la lista única que era una demanda de la mayoría sindical y no nueva puesto que al menos es de hace quince años,  “no vulnera el acceso a la función pública ni la igualdad de oportunidades” como le ha reprochado el portavoz socialista, Carlos Gimeno en su intervención inicial.

Así, Solana ha defendido que “la lista única es perfectamente legal también en esta Comunidad” ha reiterado la consejera que insiste en que “se puede técnicamente llevar a cabo; tendríamos un planteamiento jurídico que avala esto y un planteamiento técnico”. “Cuando sepamos exactamente cómo va a ser la convocatoria de OPE habrá cuestiones técnicas a determinar, pero queríamos trasladar esto, creemos que hemos despejado estas cuestiones (legales)”, ha asegurado la consejera que ha esgrimido un informe del Defensor del Pueblo que según ella avala jurídicamente esta decisión al responder “que no ve que se vulneren derechos ni normas legales”.

 Solana ha reconocido eso sí que  la implantación de la lista única en estos términos les “obligaría a modificar el Decreto Foral 37/2014 de 30 de abril, y en concreto, ha explicado se trataría de una modificación puntual que haría referencia a los artículos 6, 10 y 13, y la Orden Foral 55/216 del 29 de abril”.

El proceso según Solana es relativamente sencillo y pasa “por añadir un breve plazo para que los aspirantes que hayan aprobado comuniquen mediante un acto público el idioma por el que optan”. “Únicamente después esa selección los órganos de elección harían pública la relación de aspirantes, a la que se refiere el artículo 28 del real decreto, cuyo número en ningún caso sería mayor que el de plazas convocadas” , ha explicado la consejera.

Con esta propuesta de lista única, según la consejera, “el examen será el mismo para todos los aspirantes tanto en castellano como en euskera a diferencia de lo que sucede hoy en día” y ha defendido que lo óptimo sería una “lista integrada en la que se incluyeran también las especialidades”.

La réplica del proponente

Tras las palabras de la consejera, el portavoz parlamentario de Educación, Carlos Gimeno, ha rechazado la lista única de Educación porque “vulnera la igualdad de oportunidades en el acceso a la Función Pública, supone una discriminación para la mayoría del profesorado navarro y pide al Departamento de Educación que respete la realidad sociolingüística y tenga en cuenta lo que está ocurriendo con los tribunales de euskera y castellano en los últimos exámenes”.

Gimeno critica que Solana “haya ido a la Comisión Parlamentaria a exponer un informe del Defensor del Pueblo que no se ha remitido a los grupos parlamentarios y que los socialistas han tenido que conseguir por su cuenta”. Algo que, dice, “no es la primera vez que ocurre con informes y datos que se dan en la misma comparecencia por parte de Educación y no se facilitan con anterioridad, lo que merma la labor de control al Gobierno que tiene encomendada el Parlamento”.

En todo caso, dice Gimeno, “el informe del Defensor refleja algunas cuestiones que el Gobierno debería tener en cuenta, más allá de que se intente decir que avala la lista única”. “Porque lo cierto es que el informe apunta que las dos opciones tienen ventajas y desventajas, y, añade que hay que contar con los sectores afectados. Por tanto, da la razón a los socialistas cuando insisten en que este asunto ha de negociarse con los sindicatos y debe garantizarse que se respetan los derechos del profesorado y de los aspirantes a serlo”, ha explicado.

Igualmente Gimeno detalla que “el informe concluye que la relación de aspirantes ha de venir determinada por la puntuación que se obtenga en las fases de concurso y oposición y la acreditación del requisito idiomático en las plazas que así lo conlleven”. “De lo cual cabe deducir que el euskera solo habrá de contar para las plazas con perfil lingüístico”, insiste.

Señala Gimeno que “el Defensor no aborda las consecuencias en la composición de tribunales únicos euskaldunes para todos los opositores y recuerda que los socialistas ya han trasladado los datos de los resultados de la conocida como doble oportunidad, es decir, la posibilidad de examinarse en tribunales de euskera y castellano, que muestran un claro sesgo. Una cuestión fundamental que también tiene que ver con los derechos de los afectados, y que el Defensor debería tener en cuenta, al igual que el Departamento.”

Gimeno recuerda que “la lista única no es una cuestión que está en el acuerdo programático y señala que la mayor parte del cuatripartito no la plantea en sus programas electorales, por lo que habrá de explicar a sus votantes por qué no contaron en sus programas que podían hacer este planteamiento”.

 

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies