Últimas noticias

Tu banco deberá responder si has sido afectado por phishing

El Abogado Iñaki Iribarren García, socio director del despacho de abogados y economistas IRIBARREN ARTOLA Abogados de Pamplona (Navarra) nos informa del repunte del denominado phishing que se está produciendo con la utilización de la banca online, método por el que el cliente en cuestión de segundos, pierde todos sus ahorros. 

Llevamos meses atendiendo en nuestro despacho a decenas de clientes que han perdido sus ahorros sin darse cuenta con una estafa digital que ni siquiera fueron conscientes de la misma hasta que no les llamaron del banco o se dieron cuenta de que en su cuenta había mucho menos dinero. 

La era digital ha llegado a la banca para quedarse.

Todos los días escuchamos que se cierran oficinas y se reduce personal en los bancos y por ende, se imposibilita cada vez mas la operativa personal, debiendo realizarse las mismas de manera electrónica.

Ya son muchos los bancos que obligan a operar por internet de manera indirecta porque cobran comisiones elevadas por hacerte la operativa diaria o porque ni siquiera permiten operar en la oficina como siempre se ha hecho.

Este hecho se traduce en que todos tengamos que adaptarnos a la nueva era digital, sea más sencillo o más difícil, dejando sobre todo desprotegida a una gran parte de nuestra población más mayor, que, sin saber apenas de internet, tiene que utilizarlo para el simple hecho de poder ver sus ahorros y hacer un pequeño seguimiento de los mismos.

La cartilla de toda la vida y su actualización en la oficina como siempre hemos conocido de nuestros mayores, ha desparecido, estando obligados a hacerlo por internet, con todo el perjuicio que conlleva.

Consecuencia del aumento de cruce de datos en internet, así como del desconocimiento de gran parte de la población del uso digital de la banca online, así como la profesionalización mayor de la delincuencia en estas estafas, hace que cada vez estamos más expuestos a prácticas fraudulentas que utilizan los delincuentes para robar nuestro dinero.

Cada vez conocemos más gente cercana que ha sufrido phishing fraudulento, amigos o familia que pierden sus ahorros que tienen custodiados en un banco, por el ataque mediante phishing de los piratas informáticos delincuentes en la sombra.

Pero, ¿qué es el phishing?

El phishing es un método que los ciber delincuentes utilizan para engañar y conseguir que se revele información personal, como contraseñas, datos de tarjetas de crédito o de la seguridad social y números de cuentas bancarias, entre otros.

¿Cómo intentar prevenir el phishing?

Desde policía son muchas las noticias y comunicados que se han realizado para advertir de los peligros del phishing, ya que ven como cada día son más las denuncias que reciben de ciudadanos por esta práctica fraudulenta.

Además, se están haciendo campañas continuas para realizar una concienciación de la población dando pautas para intentar prevenir que suceda esta práctica.

Pero aunque sigamos todas las medidas de prevención habidas y por haber, puede suceder y estamos expuestos a que podamos tener un ataque de phishing en nuestra cuenta bancaria, un robo de nuestros ahorros realizado por piratas informáticos, que captan nuestros fondos sin ni siquiera haber realizado ninguna negligencia por nuestra parte y si existe dicha negligencia es mínima, ya que los juzgados están protegiendo al ciudadanos frente al propio banco, que debe velar por el dinero que el cliente tiene depositado en sus cuentas.

Normalmente los bancos tienen contratados grandes empresas de seguridad informática y seguros de responsabilidad por si sucede, por lo que el ciudadano puede reclamar este dinero que le hayan robado mediante phishing, ya que el banco no queda exonerado de responsabilidad.

¿Cómo puedo reclamar el robo de mi dinero mediante phishing?

Lo primero que debemos hacer es interponer una denuncia en la policía para poner en manos de la autoridad los hechos y que se realicen diligencias policiales para posteriormente realizar el correspondiente procedimiento penal frente a los responsables.

Lo segundo que debemos hacer es solicitar al banco que realice a las entidades receptoras de los fondos robados, la solicitud de revertir las operaciones no consentidas.

Y por último, en caso de no poder recuperar el dinero robado, algo que es muy habitual, ya que el estafador opera con mucha rapidez y no siempre puede revertirse las operaciones, debemos realizar un procedimiento civil frente al banco para exigirle responsabilidades.

Desde nuestro despacho IRIBARREN ARTOLA Abogados estamos trabajando desde hace meses en varios procedimientos de phishing, asesorando y defendiendo a los clientes que desgraciadamente han visto en cuestión de horas como les han robado sus ahorros de sus cuentas bancarias.

Es necesario hacer un procedimiento judicial que sea defendido por abogados especializados en derecho bancario, ya que son procedimientos complejos que necesitan de un conocimiento alto en la materia.

En IRIBARREN ARTOLA Abogados tenemos una amplia experiencia en la defensa del consumidor y banca, siendo un referente en Navarra para estos pleitos.

Si desgraciadamente ha sufrido esta práctica de phishing, quiere reclamarlo o quiere consultarlo con nosotros, pónganse en contacto con nuestro despacho, le asesoraremos e informaremos de la viabilidad del asunto, le acompañaremos en todo el proceso, indicándole las mejores opciones para recuperar su dinero haciéndole presupuesto para conocer nuestra metodología de trabajo y coste.

Espero les haya gustado el artículo, pronto publicaremos más contenido novedoso e información interesante.

Si quieren contactar con nuestro despacho de abogados en Pamplona (Navarra) IRIBARREN ARTOLA Abogados pueden hacerlo a través del email abogados@iribarrenartola.com o llamando al 848473789.

Pueden visitarnos en nuestra página web conocernos y ver nuestra metodología de trabajo.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.