Últimas noticias

¿Vacaciones con coche propio o de alquiler?

Son muchos los factores que influyen en la elección de los medios para llegar al destino final durante las vacaciones. Por supuesto, cuando se desea un viaje de verano feliz y eficiente, el confort y el ahorro son dos puntos que no deben subestimarse.

Tren, barco y avión son los medios que sin estar personal y directamente involucrados pueden llevar a las personas a su destino, pero ¿qué pasa con el coche? Sin duda, también puede ser una gran opción en el momento de ir de vacaciones, pero es importante decidir si ir en el propio u optar por alquilar uno.

Pensar en el presupuesto y la comodidad

Un viaje por carretera es una aventura desde el primer momento en que se está al volante. Ir en coche, de forma general, tiene bastantes ventajas, como poder evitar (casi) cualquier límite de equipaje, así como ahorrar dinero al optimizar los costes dado el número de pasajeros que se puede acomodar.

Asimismo, permite tener horarios más flexibles que pueden ser modificados incluso durante el viaje, además ofrecen hacer etapas intermedias, incluso imprevistas, para disfrutar de las bellezas que rodean a todos. No cabe duda de que es una comodidad completa. No obstante, pueden existir algunas excepciones.

Decidir el transporte tiene que estar en los puntos principales en el momento en que se empieza con el planteamiento del viaje, desde el punto de vista práctico así como en el presupuesto. Es importante considerar que tanta libertad se quiere tener para desplazarse, ya que si se desea no tener muchos límites de horarios y aventurarse por cuenta propia, los coches son una excelente opción.

Si se hará un viaje muy programado, con visitas con transporte guiado y demás, no es nada conveniente llevar el coche solo para tenerlo estacionado en el hotel. Por otra parte, también se debe pensar en la gasolina y que lo agresivo que puede ser el viaje para el coche, ya que este tiene que ser acorde al tipo de vacaciones que se planearon.

El cuidado del coche propio

Cuando se va en coche propio, desde luego, se ahorra en gastos de alquiler. Sin embargo, hay varios aspectos a tener en cuenta. Muchos coches están diseñados para la vida cotidiana de las personas (como para ir al trabajo, pasar por los niños y dar una vuelta el fin de semana) no están diseñados para viajes largos.

Por otra parte, es mucho más probable crear desgastes innecesarios en el coche que pueden resultar mucho más costosos de reparar en comparación con lo que pudo haber costado el alquiler. Ahora bien, si se considera que el coche propio tiene las condiciones óptimas para unas vacaciones hay unos mínimos que considerar.

Lo mejor es llevar al coche al taller para que se le haga una revisión profunda para saber si está listo para el camino, esta puede ser una manera muy buena de prevenir cualquier imprevisto. También hay que asegurarse de contar con unos buenos neumáticos, en excelente estado, incluso hay que pensar en la posibilidad de cambiarlos.

Ahora se pueden buscar neumáticos baratos de la mayor calidad por internet. Por ejemplo, en este enlace están disponibles varias opciones de los profesionales de Neumáticos KM0. quienes cuentan con un equipo altamente cualificado y los mejores planes para sus clientes. Sin duda, se trata de una excelente alternativa.

Saber alquilar un coche

Por otro lado, con el coche de alquiler se puede estimar cualquier coste sin sorpresas. De hecho, sólo se pagará el coste expresamente indicado en el momento de la reserva y, a diferencia del uso del propio coche, sólo hay que ocuparse de la gasolina y no de la carga del mantenimiento y la seguridad del coche antes de viajar.

Alquilar un coche da acceso a la última generación de vehículos y a una amplia gama de soluciones de equipamiento para elegir desde la comodidad del hogar. Si se viaja con familia, el espacio para el equipaje muchas veces no es suficiente, incluso si se sabe cómo cargarlo en el coche, significa tener que renunciar a la comodidad de llevar todo lo que se necesita.

Además, en el momento de alquilar entran en juego el número de pasajeros, el tipo de ruta, la duración del viaje y el espacio que se necesita para el equipaje. Con un alquiler se puede optar por un auto que cumpla con todos estos requerimientos de forma mucho más sencilla.

Ventajas de alquilar

Básicamente, el alquiler de coches ofrece las siguientes ventajas:

• Practicidad en el momento de la reserva.

• Ahorra en posibles gastos en caso de que el coche propio no sea óptimo para el viaje.

• Escoger un coche según las demandas del viaje.• Solo hay que ocuparse de la gasolina.

• Existen alquileres de automóviles grandes para grupos, así como pequeños para viajes más modestos.

Teniendo estos aspectos en cuenta, solo queda coger  papel y lápiz, revisar la planificación del viaje y escoger la opción mucho más pertinente y conveniente para todos.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.